Lectura

LA PRIMERA ENCUESTA NACIONAL SOBRE  LECTURA ENTRE JÓVENES

Esta encuesta, enfocada en jóvenes  de 12 a 29 años, es la primera en su tipo debido al planteamiento de  preguntas sobre el gusto por la lectura en sustitución de aquellas sobre el número de libros leídos, por el conjunto de instituciones que la respaldan, y por la variedad de información que genera, útil para propósitos educativos, comerciales, informativos, culturales  y financieros.

La Encuesta revela que los jóvenes pasan prácticamente el 30% de su tiempo interactuando con recursos digitales para consultar medios, escribir, sociabilizar y escuchar música, principalmente. Uno de los principales resultados que arrojó este estudio es que a ocho de cada 10 jóvenes sí les gusta leer y lo hacen por gusto y no por obligación, a través, principalmente de sus teléfonos inteligentes (smartphones). Por otra parte, cinco de cada 10 jóvenes recurren al libro impreso para leer literatura.

No obstante la alta penetración en uso de los medios digitales, los formatos impresos como libros, periódicos y revistas siguen teniendo una presencia importante; aunque en población abierta se empieza a ver un incremento en la preferencia por la lectura en formato digital (66% declaran leer libros en impreso vs. 47% en digital).

Un dato a destacar es la alta valoración (39%) que los jóvenes universitarios tienen hacia las recomendaciones de lecturas que les hacen sus maestros; ello implica una valiosa oportunidad para los docentes en su función de promotores de lectura.

Asimismo, la alta proporción de jóvenes que declaran que les gusta leer (8 de cada 10), aunada al consumo y creación de textos cortos a través de las redes sociales y servicios de mensajería (87% en población abierta y 89% entre universitarios) muestra la oportunidad de utilizar los medios digitales como nuevo un canal para la formación de lectores, a partir de la generación de textos elaborados y difundidos por los mismos usuarios.

Algunas organizaciones promotoras: ANUIES (Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior), CIDE (Centro de Investigación y Docencia Económicas), COLEF (Colegio de la Frontera Norte), FCE (Fondo de Cultura Económica), UAM (Universidad Autónoma Metropolitana), UIA (Universidad Iberoamericana) y UNAM (Universidad Nacional Autónoma de México – Instituto de Investigaciones Jurídicas).

Se considera al estudiante como “consumidor” y no como un ser curioso de aprender las técnicas para hacer las cosas, sin quedarse en la inercia superflua de los dispositivos móviles, además de que no se toma en cuenta del reuso de los libros y revistas, presentes en librerías públicas,  centros culturales, museos y algunos consultorios médicos. La mayoría de las revistas comerciales tienen línea política y por lo tanto es parcial.  Se considera humillante que otro país le marque la agenda cultural y comercial en museos, exhibiciones y editorial, el respeto a la autonomía ajena, genera paz.

Similar a las agencias de desarrollo, parece absurdo que “promuevan el desarrollo” con recursos AJENOS y no con los propios, con dominio y sumisión, simulados de “bienestar”, lo cual la salud, la sabiduría, la experiencia  son gratuitos y etéreos  en la vida, su función no es la manipulación política.

Un ser vivo es sujeto de derechos y libertades, sin importar si está credencializado.

censura aventura

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s